miércoles, 17 de junio de 2015

Toniná de la pirámide más alta que la del Sol en Teotihuacán


Una pirámide de 75 metros de altura, más grande que la del Sol en Teotihuacán, es explorada por especialistas del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) en la acrópolis de Toniná, Chiapas, la cual tiene una antigüedad de 1700 años.

Emiliano Gallaga, director de esa zona arqueológica, explicó que los trabajos se realizan desde hace dos años y que mediante un mapa tridimensional se constató que en el sector noreste del sitio se halla una de las edificaciones más grandes de Mesoamérica, sólo comparable con otras del área maya ubicadas en Tikal y El Mirador, en Guatemala.

Otra característica que torna única a esa estructura prehispánica es que las siete plataformas que la integran fueron espacios específicos destinados para palacios, templos, unidades habitacionales y administrativas. Es una única estructura para diversas funciones específicas dentro la estructura social, política, económica y religiosa, que no se repite en ninguna otra zona arqueológica del mundo maya, añadió el investigador del INAH.

“Es una gran sorpresa constatar que la pirámide fue hecha casi en su totalidad por los arquitectos prehispánicos y, por tanto, es más artificial que natural.

“Lo anterior se explica porque se creía que casi toda era un cerro o montículo natural, pero las recientes evidencias han develado que casi en su totalidad fue edificada por los antiguos pobladores.

“Toniná –prosiguió– es más grande de lo que sospechábamos. Sus pirámides están conectadas por medio de calzadas localizadas en lo alto de las elevaciones aledañas.”

Además, Gallaga comentó que tras estas evidencias en la pirámide de Toniná, también se corroboró que ésta supera en altura a la del Sol, en Teotihuacán, estado de México, la cual mide 65 metros.

Escultura que representa a un guerrero cautivo
(Museo de Toniná)
De esta manera los especialistas del INAH han determinado que el núcleo urbano tiene una continuidad arquitectónica de entre 10 y 12 hectáreas, el doble de las que anteriormente se conocían y que correspondían sobre todo a la fachada sur de esa acrópolis, que es una de las más importantes de las zonas mayas.

De hecho, Toniná derrotó a Palenque y algunas investigaciones apuntan a que en este lugar fueron tomados prisioneros dos hijos de Pakal.

Hace unos meses en Toniná fue descubierto un sarcófago de piedra que data de los años 840-900 dC, el cual podrá contribuir a explicar el derrumbe de la cultura maya. Dentro del sepulcro se hallaron restos óseos y objetos de cerámica y, según los especialistas, este hallazgo sería comparable con el de la Reina Roja de Palenque. En este momento las evidencias halladas se encuentran en fase de laboratorio y posteriormente se realizarán estudios de ADN, entre otros, que tal vez nos ofrezcan información para conocer la identidad de ese personaje.

También en Toniná fue descubierto hace unos meses un muro con un texto glífico que incluye el nombre completo del jerarca maya que forjó el más importante de los señoríos militares de ese lugar, K’inich B’aaknal Chaahk, sexto gobernante de los 14 (hasta ahora conocidos) que dirigieron esta antigua urbe; incluso se halló su retrato modelado en estuco.

Es muy importante subrayar que la difusión sobre Toniná ha sido muy escasa, y es necesario que se conozca este lugar por la relevancia que tuvo y porque también es una de las grandes ciudades mayas de Chiapas, como Palenque o Bonampak, puntualizó Emiliano Gallaga.


Artículos relacionados:

Síguenos

Los invitamos a unirse a nuestro nuevo grupo de Facebook: Entre la Ciencia y el Espíritu

Descifran el nombre de la tumba del rey maya Pakal


Más de 60 años después del descubrimiento de la cripta del rey maya Pakal, que gobernó en una zona que actualmente se encuentra en el estado mexicano de Chiapas, los investigadores han revelado que el nombre del sepulcro es 'La Casa de las Nueve Lanzas Afiladas'.

Investigadores del Centro de Estudios Mayas (CEM) del Instituto de Investigaciones Filológicas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) han descifrado el glifo maya T514, que significa 'filo'. Guillermo Bernal Romero, que ha presentado el descubrimiento, ha explicado que hace 63 años, este glifo fue hallado en una parte del Templo de las Inscripciones en la zona arqueológica de Palenque, que alberga la cripta del rey K'inich Janaab' Pakal.

Asimismo, el investigador ha precisado que al revelar el significado del glifo se ha descifrado también el nombre de la tumba de Pakal: La Casa de las Nueve Lanzas Afiladas. Bernal ha añadido que es "una denominación representada por nueve guerreros que se encuentran dibujados en los muros de la tumba".

El rey K'inich Janaab' Pakal, nacido en el siglo VII, llevó adelante un próspero gobierno en la antigua ciudad de Palenque, y se cree que estuvo detrás de la construcción de su impresionante arquitectura.




Síguenos
Página Facebook
Twitter

miércoles, 10 de junio de 2015

Encuentran estatuas de 3.800 años en Perú


Arqueólogos peruanos han encontrado ofrendas de estatuillas y cabezas de estatuas de 3.800 años de antigüedad correspondientes a la civilización Caral.

Según el Ministerio de Cultura del Perú, el equipo dirigido por la arqueóloga Ruth Shady hizo estos descubrimientos en el Sitio Arqueológico de Vichama. Las ofrendas confirmarían el poderío e importancia de la mujer en la civilización Caral, considerada la más antigua de América.

Las ofrendas más llamativas son tres estatuillas que representarían a personalidades de alta jerarquía. Estas representan a un hombre desnudo con el cuerpo pintado de blanco, cabello mostaza y un collar de dobles cuentas; una mujer desnuda en cuclillas con el cabello rojo; y una tercera mujer de pié y proporcionalmente más grande, que lleva un collar de cuentas redondas rojas y negras, la cual sería una chamana o sacerdotisa.


"Se trata del mismo personaje encontrado en el valle de Supe, en el sitio arqueológico de Miraya en la última parte del desarrollo de esta civilización (Caral). Los otros dos personajes, por las orejeras y elementos encontrados, parecen ser las autoridades políticas", explicó la directora de la Zona Arqueológica de Caral (ZAC), Ruth Shady, al diario La República.

La característica de elementos femeninos se encuentra también en la siguiente ofrenda encontrada en el edificio de Los Depósitos. Allí los pobladores de este asentamiento colocaron dos cabezas femeninas modeladas en barro no cocido sobre el piso de un recinto cuadrangular ubicado en la cima. Estas fueron envueltas en un tejido con aplicaciones de plumas de colores.


Artículos relacionados:

Síguenos